Celebrar la vida en el monte

El avance indiscriminado del agronegocio hace estragos en diferentes puntos del país, y una de las provincias más afectadas es Córdoba, que tiene justamente como atractivo principal a la naturaleza. Como una caja de resonancia, se vienen sucediendo y multiplicando voces para defender el monte nativo, buscando concientizar sobre el impacto que ocasiona el desmonte indiscriminado. La sucesión de hechos en los últimos tiempos, como los incendios que arrasaron con todo, parecen no modificar la actitud indiferente de muchos que ostentan el poder, de aquellos que no facilitan los caminos para que se cumplan las leyes, que no actúan para evitar que el monte se vea amenazado de forma constante, que no sea contaminado, que no muera.

Así las cosas, el arte siempre es un fiel reflejo de todo lo que lo rodea, y las situaciones injustas no escapan a ese tipo de manifestación. Pone el foco en las distintas reinvindicaciones que se instalan de forma permanente. En ese sentido, un sello independiente llamado Sura, cobijado por la belleza de Traslasierra, desarrolló un proyecto que denominó Canto al monte nativo, que concentra a diferentes artistas que habitan esa región, buscando aportar mucha más conciencia para así poder cuidar y respetar al poco monte y bosque nativo que se sostiene en la provincia de Córdoba.

El proyecto, que cuenta con el apoyo del Instituto Nacional de la Música (INAMU), fue producido por el músico y compositor Nicolás Falcoff, con grabaciones en vivo a cargo de Sebastián Ruiz, y el trabajo fílmico de Esteban Goicoechea, desarrollado en los alrededores del prestigioso Estudio Sonorámica, situado en San Lorenzo, próximo a Mina Clavero. La primera etapa de Canto al monte nativo contiene cinco producciones audiovisuales, interviniendo artistas que compusieron una canción para dicha ocasión y otros que realizaron una versión especial. Cada una de estas canciones fueron lanzadas en formato single en todas las plataformas digitales.

Una vez que, superada esta pandemia, se habiliten las presentaciones en vivo, y se reanuden las clases, habrá una segunda parte del proyecto, que consistirá en presentarlo en diversas escuelas rurales de Traslasierra y sus alrededores. Los artistas que intervienen son Dafne Usorach con Dueños de la nada, Guía Guillermina Acosta con Lenguaje del monte, Julián Tor con Entre tantas avenidas, La Insurgencia del Caracol con Para aquel que nazca en esta tierra, y Aromo, junto a Ramón Cortez, con Coposo molle lindito/Cantata a los molles.

Dafne Usorach

Cantautora, oriunda de Guatimozín (Córdoba). Estudió Guitarra en la Facultad de Humanidades y Artes de Rosario. Su música refleja una mezcla de varias influencias y ritmos que es la base de su estilo, transitando el camino de la llamada música de autor. Viene dejando plasmada en sus composiciones la intención de tomar la música como un instrumento de transmisión de ideales, historias y sucesos que no deben quedar en el olvido. En este proyecto participó con una hermosa y especial versión de Dueños de la nada, con el quenista Pablo Sarmiento como invitado especial.

Guía Guillermina Acosta

La cantante y compositora editó su primer disco en agosto de 2019 titulado Caminar preguntando. El mismo contó con el apoyo del Fondo Nacional de las Artes y fue íntegramente grabado, mezclado y masterizado en Estudio Sonorámica. Fue el primer lanzamiento de la colección Son del valle, destinada a promover, editar y distribuir artistas que habitan Traslasierra. Guía esta inspirada en el profundo poder sanador de la poesía y la música. Aquí intervino con una canción que compuso especialmente, donde su profunda y dulce aparece acompañada por Maximiliano Giacomini (acordeón), Jorge Estrella (bajo) y Nicolás Falcoff (guitarra).

Julián Tor

Cantautor nacido en Villa Dolores. Sus viajes por Europa y Brasil inspiraron muchas de las canciones de su repertorio condensadas en su tercer disco titulado Van Gogh, editado en 2019, formando parte también de la colección Son del valle. Su voz y su guitarra son protagonistas de una propuesta musical impregnada de mates, sierras, pájaros y sonidos del monte. La canción Entre tantas avenidas fue compuesta especialmente para este proyecto.

La Insurgencia del Caracol

Este proyecto nació en 2009 inspirado en la experiencia junto a las comunidades autónomas zapatistas del sureste mexicano. En toda su trayectoria sus canciones han estado en consonancia con la realidad social y política de los pueblos latinoamericanos. Su cuarto disco fue Restos del diluvio, editado en plena pandemia, en abril de este año. El mismo integra la colección Son del valle. En más de diez años de trayectoria compartieron escenarios en Europa, Brasil, Colombia, Uruguay y Japón. Llevaron a cabo una versión especial de Para aquel que nazca en esta tierra, originalmente incluido en Restos del diluvio, con la participación de la cantante colombiana Marta Gómez. En esta versión en vivo la banda está conformada por músicos que habitan en Traslasierra: Nicolás Falcoff (voz, guitarra y composición), Guillermina Acosta (voz y accesorios de percusión), Pascal García Polten (batería), Jorge Estrella (bajo) y la participación especial de Pablo Sarmiento (flauta traversa)

Aromo

Es un trío comandado por el flautista, cantante y compositor Diego Cortez, oriundo de Traslasierra, acompañado por Julián Beaulieau (guitarra) y Pedro Saad (acordeón). Interpretan Coposo molle lindito, hermoso poema de Isabel Cascallares Gutiérrez, al cual le pusieron música. El poeta chuncano Ramón Cortez le puso su voz a un fragmento de Cantata de los molles, del gran Antonio Esteban Agüero.

Compartir

Autor

Raúl Bertone