La impronta de dos artistas plásticas consumadas

El Ciclo Artes Visuales 2019 en la Casa de La Pampa en Buenos Aires quedó inaugurado con la muestra Murmullo de otoño, perteneciente a las artistas plásticas pampeanas Dora Rossi y Estela Jorge. La exposición combina armoniosamente piezas de gran porte con pequeños cuadros y ofrece una instalación de pequeños barcos de papel coloreados que navegan –acaso por un Atuel imaginario- desde las vidrieras de la institución provincial hasta la Sala Paulino Ortellado.
La jornada se complementó con la presentación del joven músico santarroseño Luca Eizaguirre, quien se lució con un repertorio de autores clásicos del folclore nacional. Estuvieron presentes el encargado del Área de Cultura de Casa de La Pampa, Cristian Accattoli; y la responsable del Área de Administración, Verónica Ramos. Accattoli destacó la trayectoria de las expositoras pampeanas, señalando que “siempre que abrimos el año nos gusta invitar a participar a artistas que tienen una trayectoria importante. En el caso de Dora Rossi y Estela Jorge tienen más de 30 años de circular sus trabajos por salones y bienales nacionales e internacionales”.
En la presentación, Rossi contó que “con Estela seguimos nuestras andanzas juntas porque nos conocemos desde hace muchas décadas, tanto en lo personal y familiar, como en lo artístico. Es un placer haber ideado y compartir esta muestra con ella, sobre todo en Casa de La Pampa, que es un lugar que sentimos tan nuestro. Me considero una transgresora, aquí presento una obra nueva, que había comenzado y tenía una etapa preliminar desde hacía cuatro años, trabajando en pequeño formato. Cuando me anunciaron la fecha, me puse a trabajar y comencé con la investigación de la técnica mixta que tanto me apasiona. De esa manera salgo de una estructura de mucho tiempo conmigo, de óleos grandes, pero bueno, transitar esto es una búsqueda y un camino que quien sabe a dónde me terminará llevando”.
Por su parte, Jorge, ex directora del Museo Provincial de Arte de La Pampa, comentó que “es un encuentro entre dos artistas que tenemos nuestra trayectoria bastante larga por cierto. Yo trabajo dentro del expresionismo abstracto y en este momento estoy presentando obras en acrílico, me interesa trabajar con medianos y grandes formatos. Lo que deseo es expresarme a través de una pintura, de transparencias, de luces, se pueden ver de las dos maneras, de adelante y desde atrás de la obra. Es la curiosidad, siempre una tela blanca nos está hablando de otra cosa. Creo que los artistas somos intermediarios, interpretamos una realidad, pero siempre hay un poco más y eso lo aporta también el espectador con su propia sensibilidad”. La muestra permanecerá hasta el viernes 14 de junio y puede visitarse de lunes a viernes de 9:00 a 16:00 horas en la sede de la representación provincial ubicada en Suipacha 346. La entrada es libre y gratuita.

Talento joven

El toque musical de la noche llegó de la mano del santarroseño Luca Eizaguirre, quien aportó con su bajo y su extraordinaria voz una mirada original sobre la música popular argentina y latinoamericana. En Casa de La Pampa interpretó clásicos de compositores como Cuchi Leguizamón, Atahualpa Yupanqui, Ariel Petrocelli y el chileno Víctor Jara. Eizaguirre agradeció la posibilidad de mostrar su trabajo. El joven se radicó en Buenos Aires hace algún tiempo para estudiar dirección coral en la Universidad Nacional de Artes (UNA). Actualmente se desempeña como cantante lírico en el Teatro Argentino de La Plata.

Compartir

Autor

Raúl Bertone