Hacer reír, una razón de ser

Una tarea noble es intentar mejorar el ánimo de las personas por medio de la risa. Están quienes lo consideran como una sanación o una catarsis. Para Julián Martín Serralta (Zoquete) y Luciano Roggero (Sovaco), el arte de hacer reír es, de alguna manera, una razón de ser. Vienen estableciendo desde hace algún tiempo esa especie de diálogo con el público donde el humor, expuesto en dosis importantes de artes escénicas, clown, pantomima, improvisación o teatro, surge como mensaje buscando generar el ambiente de liberación. El motor para encontrar la risa. Utilizando distintas herramientas para lograr mantener la atención de quienes concurren a verlos.
A través de la compañía que crearon, llamada La Risotada, humor y circo, renovarán ese vínculo el próximo domingo, con un nuevo espectáculo que mostrarán en MEdANo, a partir de las 19:00 horas. «Consiste en números que conformaron otros espectáculos, una especie de recopilación de lo que creemos han sido los mejores personajes o situaciones presentadas hasta ahora, pero también habrá cosas nuevas. Sorpresas que saldrán a la luz el domingo. La duración será de una hora aproximadamente, estamos con muchas ganas de volver a ese reducto, es una linda expectativa después de pasado un tiempo sin presentarnos ahí. Para nosotros siempre es un placer actuar en esa sala, donde la gente está cómoda, y lo mismo nos pasa, sentimos que jugamos de local», contó Roggero, en diálogo con El Lobo Estepario.
Los artistas que comulgan con un gran espíritu lúdico, suman varios años de exposiciones con una esmerada dedicación para armar momentos que posibiliten el estado donde la risa es el mejor antídoto. Multus Risus, Risoterapia, Alta tensión, Parecidos, pero diferentes, El origen de la risa, Popurrí y Caricaturas cotidianas han sido creaciones que provocaron, desde el escenario, mucha complicidad con niños y adultos. «En uno de los números que haremos aparecen dos personajes bastante contradictorios entre sí, uno de ellos dará una charla sobre seguridad y defensa personal, viéndose interrumpido por el otro personaje que es todo lo contrario. Ha sido muy divertido hacerlo, y lo mismo generó en la gente las veces que presentamos. Estamos siempre trabajándolos para pulir detalles y que cada vez salgan mejor. Por otro lado, como Sovaco y Zoquete venimos preparando algo nuevo, con diferentes situaciones, algo más corporales, tratando de puntualizar un poco en la técnica de mimo, que nos ha acompañado durante tanto tiempo», concluyó. La entrada tiene un valor de 150 pesos, puede conseguirse de forma anticipada en el local de Mostacho, o el mismo día de la función en MEdANo, a partir de las 16:00 horas.

Compartir

Autor

Raúl Bertone