Salón de Poema Ilustrado, en consonancia con el arte de avanzada

La Sala Mayor de MEDANO está poblada ahora con las obras del Salón Pampeano de Poema Ilustrado. El jurado se inclinó por las formas modernas, tal como expresáramos ayer desde esta misma página, tanto en el aspecto plástico como literario, prevaleciendo la fotografía sobre el dibujo a lápiz y prevaleciendo textos donde “que” fue escrito como “ke” por citar sólo un ejemplo al vuelo y que únicamente refiere al sentido semántico, sin ahondar en cuestiones estrictamente literarias. Preferencias aparte, es la tendencia que está siguiendo el mundo del arte plástico, aunque la literatura en general va más rezagada en ese aspecto. De hecho en la gran mayoría de las instituciones de enseñanza terciaria de arte, son más famosos nombres como Marcel Duchamp o Marta Minujin que Vincent van Gogh o William Turner. En la literatura en cambio y a pesar de las confusiónes que han traído los best seller y la prosa periodística, una “a” todavía equivale a una “a”, aunque es cierto que si Franz Kafka se presentara a un concurso literario de seguro perdería contundentemente. Góngora o Goethe ni siquiera serían admitidos.

Se inauguró formalmente el Salón de Poema Ilustrado
Afortunadamente mucha gente concurrió a la inauguración, que tendrá las puertas abiertas durante varios días para que se puedan apreciar con más detalle los trabajos en conjunto de plásticos y escritores. El reconocido periodista y poeta piquense Sergio Rossini en el discurso de apertura le auguró a este Salón una larga vida y el ferviente deseo (que acompañamos desde este portal de cultura) que se imponga en el tiempo hasta alcanzar la categoría de clásico como del Salón de Pequeño Formato por citar un ejemplo.

La técnica establecida fue totalmente libre, pudiendo presentarse trabajos que vinculen el poema con dibujo, pintura, grabado, collage y técnicas mixtas.

En este marco se logró una excelente convocatoria, siendo 27 las obras ingresadas y 26 las seleccionadas por el jurado para participar del salón.

Los premios y menciones otorgados son los siguientes: Primer Premio: “1998” de la escritora Mariela González y el artista plástico Lihué Pumilla; Segundo Premio: “Inconsistencia” de la escritora Laura Carnovale y la artista plástica Valeria Quiroga; Tercer Premio: “Esa peste del pasado presente” del escritor Carlos Correa y el artista plástico Fabio Llanos.

Las menciones fueron para “Casona blanca” de la escritora Fabiana Silva y la artista plástica Silvina Alcaraz; “Esos ojos” de la escritora Zoé Carra y el artista plástico Javier Carra; y “Roce de otoño” del escritor Mario Loriga y la artista plástica Viviana Cavalié.

Compartir

Autor