«Trigo y discordia» en Jacinto Arauz

La Cantata Trigo y discordia narra la huelga de estibadores sucedida en Jacinto Arauz en 1921, hecho del que hoy se cumple el primer centenario. Esta huelga de los obreros de las estibas fue reprimida por la policía territorial, por lo que Osvaldo Bayer la denomina La masacre de Jacinto Arauz, incluyéndola en su libro Los anarquistas expropiadores. Inspirado en estos acontecimientos Guillermo Herzel escribe los textos que posteriormente musicalizaría Mario Figueroa dando forma definitiva a esta obra integral estrenada en el año 2002, y posteriormente plasmada en un disco editado en el 2006.

El próximo domingo 12 en la Estación de Ferrocarril de Jacinto Arauz, Coral Guatraché, el Coro Municipal de General Campos, Pancho Tindiglia y Mario Figueroa volverán a poner en escena esta cantata que ha trascendido las fronteras de nuestra provincia, siendo material de estudio en universidades argentinas y motivando programas especiales en distintas radios del país. El espectáculo que comenzará a las 20:00 horas es organizado por el Centro Cultural Semillas con el auspicio la Municipalidad de Jacinto Arauz.

«Estuve charlando bastante con Guille en estos días, releyendo la correspondencia que mantuvimos y los innumerables textos que me envió a lo largo de años de amistad. Y volviendo a nuestras extensas charlas de sobremesa, en el calor del hogar que construyeron con Mirta. De las varias obras que hicimos siempre guardamos especial afecto por Trigo y Discordia. Quizás porque fue la primera que nos encontró como coautores.Como él no podrá estar en el 35° Encuentro de las Letras Pampeanas (que lleva nada menos que el nombre de otra persona inmensa en la historia de La Pampa, el querido Flaco Etchenique), me tocará a mí contar cómo hicimos esa obra integral. Digo que no podrá estar refiriéndome a la manera convencional de «estar», pero sé que su energía sobrevolará cada uno de los momentos. Se me ocurrió que un buen título para este relato era «Cantar la historia», que fue lo que pensamos cuando abordamos este suceso que merecía ser contado y cantado. Un fin de semana para volver a esta obra que (afortunadamente), nos trascendió a Guille y a quien suscribe, para reencontrar los afectos y reivindicar una vez más el porfiado ejercicio de la memoria», escribió Figueroa en la red social Facebook.

Compartir

Autor

Raúl Bertone